Si tu media naranja cree que “merece” algo mejor, ¡mándalo a la porra!

Redacción Editorial Phrònesis

Si te menosprecias, nunca estarás bien con nadie. Y menos si crees que tu pareja es un ser especial. En una relación debe haber un balance entre cómo nos percibimos a nosotros mismos y cómo percibimos al otro.

Debe haber cierto equilibrio. Si consideras que el otro es un semidiós, te sentirás mal. Y si crees que eres un ser por encima de lo normal, sufres de narcisismo. 

Las personas con baja autoestima suelen pensar que sus parejas les están haciendo casi que un favor queriéndolas. Siempre se sienten por debajo y subestiman sus propias capacidades. Sin caer en el narcisismo, nunca has pensado: “¡Qué suerte tiene mi pareja de tener una persona como yo!”. No porque seas genial, sino porque eres una buen ser humano, que es lo que vale a la hora de la verdad. Y si tu media naranja cree que “merece” algo mejor, mándalo a la porra. En el amor hay que saber cuándo no vale la pena seguir luchando.

Tú no quieres que te amen con lástima o como si te hicieran un favor. Si no te aman bien y con admiración, es preferible estar solo o sola. Pensar que uno es “poco” para la pareja es un error porque esto no se mide así. Podrías decir que son incompatibles, pero no que eres “menos”. 

“Grábate esto a fuego en tus neuronas: no puedes amar si no te quieres a ti mismo”.

Walter Riso.

Conoce más de la “Colección para la liberación emocional y afectiva” con espléndidos y útiles títulos de este autor a continuación.