¿Qué ocurre en tu interior cuando descubres una infidelidad?

Redacción Editorial Phrònesis

El juego de la infidelidad no es fácil de jugar. Las reglas son complejas y potencialmente nocivas, y tal como lo demuestra la psicología clínica, cuando se sale de las manos, no queda títere con cabeza. Descubrir que tu pareja está teniendo una aventura con alguien más significa un estado emocional negativo que puede llegar a ser crítico si no se maneja de la manera apropiada. Existen secuelas emocionales que quedan en nuestro corazón y mente por mucho tiempo después de haber revelado la verdad y te las mostramos a continuación: 

1. Culpa Injusta 

La culpa injusta se genera debido una “estrategia defensiva” utilizada por las personas infieles para salvar su responsabilidad. Aquí cabe el refrán: “Tras de ladrón, bufón”. Cuando son atrapados o descubiertos, muchos individuos infieles se defienden contraatacando a la pareja y culpándola de todo lo que ocurre: “Nunca fuiste una buen amante y por eso me ‘obligaste’ a buscarme otra”, “Si no hubieras sido un fracasado, no tendría un amante” Sea la azón que sea, una infidelidad no tiene justificación alguna y esa sensación de culpa que la víctima adquiere es totalmente injusta. Demasiado carga para una sola persona el hecho de perder a su ser amado y después sentirse culpable de eso.

2. Decepción

Decepcionarse es sentir un “desamor instantáneo”, una ruptura esencial respecto a lo que pensamos y sentimos por el otro, debido a que su manera de comportarse ha afectado profundamente nuestros códigos morales o principios. A pesar del grande dolor que produce, este sentimiento sirve en muchos casos cómo un dolor reconstructivo que les permite sanar heridas después de semejante traición, porque así lo es, una infidelidad es una traición a un pacto afectivo ya establecido

3. Pérdida de confianza básica

El principal efecto que recae sobre la víctima en una infidelidad. Si no obtenemos esta garantía primaria (el tono emocional positivo de estar en “buenas manos”), nunca nos sentiremos seguros con la persona amada. A esta sensación de sosiego y tranquilidad afectiva, de encontrarse en una “base segura”, la llamamos confianza básica y solo puede alcanzarse cuando se cumplen los siguientes criterios:

  • Estarás ahí cuando te necesite.
  • Me protegerás cuando sea necesario hacerlo.
  • Serás sincero en lo fundamental.
  • Nunca, y bajo ninguna circunstancia, me harás daño intencionalmente.

Dentro de un compromiso afectivo estas 4 elementos son de suma importancia para tener un sentido de confianza básica ya sea con la pareja, amigo o familiar. Cuando la persona amada nos traiciona, la consecuencia parece inevitable y natural: se modifica negativamente la confianza básica y la vuelta atrás es casi que imposible. Debe existir la certeza de la confianza básica, para que una relación de pareja funcione.

Pueden haber demás efectos en tu interior al descubrir una traición de tu pareja, sin embargo los anteriores son los principales y lo más difíciles de afrontar. Ya sea que estés pasando por una situación de infidelidad o sientes que en tu relación algo no anda bien, la oportunidad para saber afrontar y evitar estos duros momentos está ante ti el día de hoy. Lleva la asombrosa colección de guías prácticas del psicólogo y escritor Walter Riso. En esta magnífica compilación de obras hallarás los métodos para tener una vida en pareja saludable y una estabilidad emocional necesaria para poder así estar a un nivel óptimo en tu vida cotidiana. Adquiere la colección hoy a un precio espectacular! Descubre a continuación lo que te llevas a casa: