El concepto de soledad en nuestros días

Redacción Editorial Phrònesis

A medida que las nuevas generaciones van dominando nuestra era, las costumbres evolucionan. No se trata de irrespetar o ignorar las tradiciones del pasado, sino de darle más importancia a las decisiones que cada quien pueda tomar sobre su vida.  Anteriormente, las exigencias de los padres debían respetarse, así no coincidieran con los deseos de los hijos. Hoy en día, los padres deben guiar a sus hijos y apoyarlos en sus decisiones de vida; el concepto de respeto ha evolucionado a favor de la autonomía.  

Cada vez es menos el afán por casarse, formalizar un matrimonio o conseguir una compañía sentimental. No porque no sea necesario o se haya perdido el interés por relacionarse con los demás, sino por la aparición de dos factores determinantes en la vida moderna: disfrutar tanto como se pueda cada momento en libertad y escoger a la pareja ideal sin presiones y con el mínimo margen de error. Atrás se va quedando la antiguo concepto de la soledad como un estado que debe remediarse o curarse a toda costa, de la misma manera que una enfermedad. 

Elegir la soledad es un privilegio, un estilo de vida muy respetable que no le teme a la falta de compañía o a la ausencia de actividad sexual, sino a caer en el cautiverio de la dependencia emocional o caer en la necesidad imperiosa de amor transformada en adicción.

Al parecer, los más grandes temores de las nuevas generaciones yacen en la idea de perder el control de sus propias vidas, el libre albedrío es el tesoro más preciado de nuestros días. La soledad no infunde temor, no muerde, a veces acaricia, incluso hace cosquillas.

En ocasiones sobresalta, pero enseña. Aprender a estar en soledad, brinda herramientas poderosas que permiten valorar más el momento de vivir el amor en pareja saludablemente, con respeto propio y por el otro. Además, enseña el valor de la paciencia como el mejor consejero para tomar decisiones correctas. 

Si quieres complementar este tema, debes conocer la “Guía práctica para mejorar la autoestima” del psicólogo y escritor Walter Riso. En ella verás cómo al reforzar el amor propio y la dignidad, se obtiene esa seguridad que permite crecer positivamente en todos los aspectos de la vida.