5 tips para ‘desintoxicarte’ de la agresividad

La agresividad es una de las emociones más negativas que puede experimentar un ser humano. En este estado emocional, una persona puede llegar a cometer actos de los cuales se puede arrepentir, pues consiente sentimientos de odio y de querer hacer daño a otros.

Esta clase de conductas son altamente tóxicas para el cuerpo a nivel físico y emocional, llevándonos a enfermarnos y alejándonos del bienestar o la calidad de vida que pudiéramos tener si lográramos controlarlas. Aunque muchas veces estos episodios respondan a nuestra naturaleza, debemos, como seres racionales y con autocontrol, ser capaces de mantenerlos a raya para nuestro propio beneficio.

Para aprender a desintoxicarnos de la agresividad y llevar un estilo de vida saludable en todos los aspectos, debemos poner en práctica 5 consejos que el Dr. Santiago Rojas nos enseña en su obra Desintoxícate, limpia tu cuerpo, mente y energía, y que pueden ser de mucha ayuda la próxima vez que esta emoción aparezca en nuestras vida.

Desintoxicación de agresividad

  1. Aprender a calmarse antes de reaccionar de manera instintiva y, por ende, violenta, ante cualquier circunstancia externa. Luego, tomar conciencia de los estados emocionales de los demás y diferenciarlos de los propios.
  2. Expresar en forma verbal y de la manera más clara posible los sentimientos que se viven. Expresar lo que se siente no es agredir con las palabras; solo es decir el sentimiento de ofensa que se vivencia.
  3. Meditación que active los lóbulos frontales, asiento de las emociones superiores que alejan de la agresividad. Rescatar el amor propio y propiciar el amor hacia los demás.
  4. Entender los efectos de nuestra conducta en los demás. Tomar esencias de flores de acebo-vid-pino, entre otras.
  5. Buscar el silencio y mantener una actividad de servicio.

Desintoxícate, limpia tu cuerpo, mente y energía